lunes, 14 de marzo de 2016


RETOMANDO  Y POTENCIAR LA FUERZA DE VOLUNTAD

Bien, hace mucho que no escribo en mi blog y muchos dirán que si lo he dejado tras tanto tiempo sin verme el pelo. Al igual que en otras cosas que tengo empezadas y a menudo me preguntan si ya no continúo. Es difícil darle una respuesta a la gente cuando te preguntan porque no siempre tienes una respuesta. Sí puedes responder pero hay varias respuestas y razones por las que uno a veces aparca ciertas actividades y no siempre puedes hacer una larga explicación. A veces no es que no quieras hacerlo pero tampoco tienes obligación de hacerlo y más cuando siempre defiendo que cada uno con su vida puede hacer lo que quiera mientras no haga daño a nadie. Es duro cuando intentas poner la convivencia fácil en la sociedad sin meterte con nadie ni hacer daño a nadie simplemente haciendo tu vida sin más, y hay quién sí opina a tus espaldas juzgando la tuya aunque ellos o ellas piensen que no me entero.
Nací con un don por suerte o por desgracia y es que siempre me acabo enterando de todo. A veces esto no es bueno o no te lo hace fácil porque igual te llega información buena como otra que es más dañina. Pero cuando alguien intenta engañarme con algo, no me preguntéis cómo pero siempre lo pesco y me cuesta 0,2 segundos. Puede que la culpa la tenga un entrenamiento que me hicieron en uno de mis trabajos en Barcelona donde mi posición era gestor de recobro de impagados ( morosos) en una importante financiera americana. Y ahí no había escapatoria para el que quiere huir porque te las amañas como sea para localizarlo por tierra, mar y aire. Así que no me resulta nada complicado averiguar algo cuando quiero de alguien. Ahí aprendes a no fiarte de nadie porque tratas con clientes mentirosos a diario, aprendes mucha disciplina y exigencia. Y en la vida diaria cuando alguien me intenta hacer una sonrisita falsa o intentar engañarme con un simple comentario, yo me callo sonrío pero a los segundos ya he averiguado todo.
En cuanto al tema del blog, empecé y tuve una continuidad donde soy conocedora de las estadísticas y las visitas así como de comentarios de lectores y estoy muy contenta en ese sentido porque es gratificante como tu tiempo empleado en la escritura es apreciado por la gente. Ahí si considero que los lectores merecen una explicación de mi ausencia.
Hace no mucho que fui madre, en realidad 20 meses. Para muchos será mucho tiempo y para otros poco. No voy a entrar en si el tema que dedicas a la maternidad es mucho o poco. Es un tema delicado y para eso están los debates correspondientes.
Sí, tuve una niña y la maternidad fue algo dura para mí al principio por diferentes razones. En un caso normal e ideal, pues la mamá vuelve a retomar la actividad laboral con ayuda de los abuelos, nanis, o guarderías. Para mí no fue posible ninguno de esos casos, además mi hija era llorona y lloraba lloraba todo el tiempo. No podía dejarla ni una hora con nadie porque me llamaban que fuese a buscarla porque no paraba de llorar. Al final para mí el irme una h a alguna parte era más estresante que relajante porque me lo pasaba mirando el móvil porque sabía que no tardarían en llamarme. Y así era.
La opción abuelos por motivos x no pudo ser, acababan de operar de rodilla a mi madre, vamos que coincidió de pleno con mi embarazo y tampoco pude disponer de esa ayuda mientras estaba embarazada. Gracias a Dios que mi padre es como un super héroe que siempre me llevaba a todos lados porque yo me puse literalmente como un camión. Sofía resultó ser un bebé precioso pero enorme así que os podéis imaginar como estaba yo. Me pilló pleno  verano y creo que fue lo más pesado por los pies hinchados. Así que me refugié, más bien me escondí en la casa de la playa de mis padres y de ahí no me movía porque en ese estado no tienes ganas de muchas cosas y menos de que te vean y que la vecina simpática de turno te diga que vas a explotar. En cuanto a la ayuda de nani pues por motivos obvios tampoco pude recurrir ya que representa un coste económico que no podemos permitirnos aunque siempre apoyaré a quién pueda hacerlo porque es una gran ayuda. Y os preguntaréis, pues a la guardería!!! No pudo ser, porque yo fui tan contenta y estaban completas y recorrí varias y yo todo menos pensar que cuando estás embarazada ya se apuntan para no quedarte sin plaza. Así que estuve casi un año en lista de espera. Y bueno en Septiembre Sofía empezó la guardería y fue como un respiro para mí, fue un poco de oxígeno que me proporcionó este centro al que recomiendo 100%. Además ella está super contenta con sus compañeros, su profesora, y justo el otro día en una tutoría que tuve con ella me dijo que es de las pocas que disfruta con ilusión el ir al cole. Cuando me estuve informando de todas las actividades de estimulación que se desarrollan en el centro pensé que es buenísimo para ellos porque los padres los cuidamos y les damos todo. Pero no siempre estamos capacitados para estimularlos correctamente.
Yo aún así no paro, no se como lo hago pero en todo el día no paro, acabo agotada al final del día. El ser ama de casa es agotador os lo prometo. He realizado trabajos a lo largo de mi vida y este con diferencia es el más duro. A las 8 me levanto preparo la mochila de la niña, la preparo a ella, la llevo al cole, tengo que organizarme que tarea hago cada día porque a las 12 tengo que ir a buscarla y  tener la comida preparada porque a las 12.30 en punto se duerme. Acto seguido preparar la comida de Rubén y mía y a las 3pm ya la llevo de vuelta. Ahí tengo que seleccionar muy bien como me distribuyo las tareas porque a las 4,30 preparo la merienda y a las 5pm a por ella y atenderla hasta que llega Rubén y puede echarme una mano. Lo bueno es que ella a las 8,30-9pm ya está durmiendo hasta el día siguiente. Me encargo de todas las tareas de la casa, limpieza, compra, etc... y os prometo que no paro.
También añadir que si tienes algún tema familiar que atender, ahí se te va parte del tiempo, más que tiempo se va energía. Y eso es una de las causas por las que también acabo agotada. Y es que los padres se hacen mayores. Pero ese no es el problema, el problema es que no tengo más hermanos y el único vive al otro lado del charco así que sola al frente para lo bueno ( que es mucho lo que me dan y nunca podré agradecerles todo lo que hacen por mí) pero para los problemas el ser como una hija única es complicado.
Con todo esto no estoy ni puedo justificar que haya aparcado el blog tanto tiempo pero si que debo decir que al final sin darte cuenta el tiempo lo tienes que distribuir y a veces se te cruzan en el camino imprevistos o cosas que requieren o precisan de tu atención y tiempo más del que deberías.
Es cierto que hace mucho tiempo que estoy siguiendo webs y blogs que están despertando en mí muchas inquietudes que me gustan mucho. Estoy muy enganchada al blog de Belén Canalejo , B* A LA MODA el cual os recomiendo porque soy una apasionada de la moda y las nuevas tendencias. Pero además en el tema maternidad y crianza me ha orientado mucho. Sobretodo a organizarme.  Tuve la suerte de estar con su familia hace poco en la visita de la bodega Pago de Larrainzar en Pamplona y estuve charlando largo y tendido con su primo Miguel que me recibió con los brazos abiertos. Igual que su hermana una de las dueñas de la bodega Irene Canalejo que días antes ya se puso en contacto conmigo. Y la verdad que fue un placer mantener el contacto con gente tan importante como son ellos y tan cercanos a la vez.
También estoy siguiendo a Alexandra Pereira, la conoceréis por Lovely Pepa y su blog. Bien, a través de seguir a ciertas personas influyentes en el mundo de la moda me encanta pero si consigo ponerme en contacto con ellas me encanta más. He descubierto a la conocida preparadora física Cristina Diaz, que debe de ser un placer trabajar y entrenar con ella. Porque se me hace la boca agua cada vez que veo los entrenamientos ya que estoy obsesionada por volver a estar en mi figura.
Y por último estoy enganchada a Samantha Vallejo Nájera, siempre me encantó. No me preguntéis porque pero me cae bien, encanta como lleva la maternidad, su pasión por el deporte y me parece una gran persona a la que sigo desde hace mucho. Samantha de España para muchos.
No quiero enrollarme más, así que por el momento voy a cerrar este post comunicando que vuelvo con muchas ideas y proyectos en la cabeza. Así que transformaremos el blog en algo más. Pero no dejará de ser un blog de superación y crecimiento personal.
Que disfrutéis de esta tarde lluviosa como yo escribiendo o tomando un café, un té o alguna actividad que os relaje.
Os voy a dejar el enlace que estoy escuchando mientras escribo.
Enjoy!

No hay comentarios:

Publicar un comentario