miércoles, 6 de abril de 2016

YOGA

TE APETECCE UNIRTE AL MUNDO DEL YOGA?

Con la vuelta a la esquina del verano y el comienzo del buen tiempo y las altas temperaturas, vamos a ir cada vez más ligeros de ropa. Empezando por una manga corta hasta llegar a los mini shorts ( de los que no soy muy partidaria) y los tirantitos. Y bueno continuamos con el tema bikini o bañador para la playa o piscina. Con esta amenaza que nos da el tiempo para preparar nuestro físico para lucirlo ó por lo menos que se vean los menos michelines posibles, entra un poco de agobio y presión. Pero no hay que agobiarse con este tema ni obsesionarse. Hay que cuidarse pero tampoco debe ser una cosa de locos. Ahora todo el mundo va corriendo como si no hubiese un mañana en horas puntas de sol, lo cual siempre consideré una locura, o ves a las personas por la calle de repente con unas ojeras hasta el suelo con las estrictas dietas. Está bien que cada uno trate y haga con su cuerpo lo que quiera, pero se puede disfrutar de la vida y del buen tiempo así como del verano sin llegar a estar como Barbie y ken.
Si tu cuerpo no te pide realmente deporte del duro y quieres hacer alguna actividad para estirar los músculos y no estar como dolorido todo el tiempo por malas posturas o tensión acumulada, yo recomiendo el yoga 100% . No sabéis que bien sienta, que bien te sientes cuando acabas la sesión y lo relajada que te encuentras ese día. Lo más importante que noto con las clases de yoga es la paz y serenidad mental que se consiguen en esas sesiones. Tras casi una hora haciendo estiramientos, posturas y demás trabajo de elasticidad y equilibrio corporal, siempre vienen los últimos minutos de la clase con una relajación profunda donde casi te quedas dormida. Ya no porque te consigas relajar sino porque tu mente entra en un estado de desconexión y un soplo de aire fresco y depurador para el cerebro que es brutal
La mayoría sabréis que hay varios tipos de yoga, los hay desde los más tranquilos que sólo trabajan respiraciones hasta los más duros que trabajan con posturas muy complicadas. Si que tenéis que encontrar el que se os adapte a vosotras, a vuestro cuerpo y a vuestra mente porque hay a quien el muy tranquilo le pone nerviosa y al revés. Lo ideal es ese tipo de yoga que mezclan un poco de pilates y yoga, y lo finalizan con una relajación. Sinceramente, os tengo que decir que es muy terapéutico y cuando sales te sientes fenomenal y te quedas con ganas de más. Se trata de encontrar ese tipo de clase en la que no miras el reloj y es la profesora quien te diga, ok, se terminó por hoy. Y si te quedas con ganas de más es que es tu tipo de yoga, pero si estás deseando que sea la próxima clase para volver, todavía más. Normalmente son dos clases a la semana, tampoco es que sea mucho ni se trabaje a un nivel como para ponerte en forma para lucir tu mejor trikini. Pero con que sea suficiente para mantener en paz y calma tu mente y bienestar personal, yo creo que es más que suficiente. No crees? Si además consigues hacer alguna cosa más que ayude a adelgazar para el verano pues mejor, pero el verano son dos meses y si no llegas a tiempo para estar perfecta tampoco se acaba el mundo, no? o si?
Puedes ir igual a la playa, puedes disfrutar de la piscina, de una comida con amigos, de unas copas en una terraza, y no creo que vayamos a ir desnudos no? Puedes vestirte mona y guapa con tus vestidos o ropa de verano adecuándola a tu cuerpo, no es necesario ir super ceñida y con tops luciendo ombligo. Además ahora están super de moda ir vestidas con ropa ancha. Qué más da si tienes unos kilos de más? No veo ninguna señal en las playas o en las terrazas donde prohíban la entrada a los que no se han puesto a punto. Está genial que lo consigas, pero si lo consigues de cara al invierno no pasa absolutamente nada. Es obvio que con el buen tiempo apetece hacer deporte pero tampoco hay que entrar en desespero. Nos enfocamos en deportes que nos hacen tirar el hígado cuando podemos optar por deportes como el yoga o pilates que además de elastificar mejor, nos ayudará a mejorar la postura, disminuir dolores musculares, tonificar partes del cuerpo y lo más importante, calmar esa sensación de ansiedad que genera la entrada en la primavera.
Si conseguís encontrar vuestra clase de yoga perfecta, os sentiréis super bien. Es muy importante que haya una buena conexión con la profesora o profesor.
Para las que podáis y tengáis un poder adquisitivo elevado, como siempre digo aprovehad de los lugares que son top en estas cosas, de verdad si podéis probad esos lugares donde podéis disfrutar de un profesor particular, de esos estudios de pilates con máquinas homologadas específicas para ello. Sólo lo vi en Barcelona y ahora por aquí ya hay alguno donde disponen de esas máquinas específicas de pilates. Las clases son caras sí, pero lo valen, los estudios de ese nivel son así y lo bueno se hace pagar. Y siempre digo que para la que pueda va estupendo. Trabajan bajo una disciplina y control estupendo y es muy eficaz. Al igual que las sesiones de chaleco de electroestimulación, con esas sesiones tienes la mitad el trabajo adelantado pero debes acompañarlo de dieta y no dejarlo de golpe. Pero bueno, como siempre me repito para la que pueda, haceros un bono en este tipo de centros que van estupendos. Yo por ahora me conformo con mis humildes clases de yoga, eso no quita que esté informada de todo y sepa como funcionan.
Otra cosa que va genial ahora de cara al verano es un bono de masajes de drenaje linfático para las piernas. Este tipo de masajes os activarán la circulación, os ayudarán a deshacer la grasa localizada y eliminar líquidos retenidos. Por supuesto lo podéis acompañar de masajes relajantes para todo el cuerpo con envoltura de algas y demás. Pero en este tiempo el de piernas os va a ayudar en numerosos factores. Hay bonos que combinan los masajes de drenaje con la presoterapia.
Así que tomad estos consejos las que podáis disfrutar de estos privilegios porque no hay nada como estos placeres del mundo de la estética.
Por el tema de la operación bikini, pues está genial que te cuides y que intentes quitarte algo de peso, pero tampoco es nada urgente ni nada preciso. No hay chicas guapas y monas que son redonditas y están monísmas? Hay infinidad de famosas que tienen sus kilos y sus buenas piernas y no por eso son menos guapas, al contrario, a veces se luce mucho más la piel. Porque no nos equivoquemos que cuando ciertas personas pierden tanto peso pasan a estar literalmente feas, y si abusan del sol, pues ya no os cuento feas y arrugadas. Así que piensa también en los beneficios de esos kilitos.
Recuerda que aquí solo has venido a cumplir una misión; ser feliz!

Os dejo con un enlace de música para escucharla de fondo.
Enjoy!

No hay comentarios:

Publicar un comentario